HORARIO DE VERANO | Lunes a viernes de 9:00-13:30h | Consulta todos los horarios aquí | Sábado 2 de septiembre urgencias de 10:00-13.30h | Consulta todos los horarios aquí

6 preguntas clave para la primera consulta al oftalmólogo

¿Tienes que ir por primera vez al oftalmólogo?

1. ¿Cuál es mi estado actual de visión?

Es importante que sepamos cómo está nuestra visión en este momento y si existe algún problema que necesite ser atendido.

De esta manera podrás:

  1. Detectar de forma temprana los problemas visuales, lo que aumenta las posibilidades de un tratamiento efectivo. La detección temprana de enfermedades oculares graves, como el glaucoma, la degeneración macular y la catarata, puede ayudar a prevenir la pérdida de la visión.
  2. Mejorar tu calidad de vida: Al conocer el estado de tu visión y trabajar para mejorarla, puedes mejorar tu capacidad para realizar actividades diarias, disfrutar de pasatiempos y mantener una buena salud mental.
  3. Aumentar tu seguridad: La buena visión es esencial para la seguridad en el hogar, en el trabajo y al conducir. Las revisiones oculares pueden ayudarte a asegurarte de que tu visión esté en buen estado y, por lo tanto, ayudarte a evitar accidentes y lesiones.
  4. Controlar las enfermedades crónicas: La diabetes y la hipertensión arterial pueden afectar la salud ocular. Si se tiene alguno de estos problemas, es importante hacer revisiones regulares para prevenir problemas de visión relacionados.

2. ¿Debo usar gafas o lentillas?

Es posible que necesitemos métodos correctivos para mejorar nuestra visión y prevenir problemas futuros. El oftalmólogo podrá hacer una evaluación para determinar si es necesario.

Saber si necesitamos gafas o lentillas es importante porque:

  1. Ayudan a mejorar la visión: Si tienes problemas de visión, como miopía, hipermetropía, astigmatismo o presbicia, usar gafas o lentillas puede mejorar tu visión y permitirte ver con claridad.
  2. Aportan comodidad: Si necesitas gafas o lentillas y no las usas, es posible que experimentes dolores de cabeza, fatiga visual y estrés en los ojos. El uso de gafas o lentillas puede ayudarte a sentirte más cómodo y reducir los síntomas asociados con los problemas de visión.
  3. Aumentan tu seguridad: Si conduces, trabajas con maquinaria u otras actividades que requieren una buena visión, usar gafas o lentillas puede aumentar la seguridad al mejorar tu capacidad para ver con claridad y evitar accidentes.
  4. Cuidan de tu salud ocular: El uso de gafas o lentillas puede prevenir o reducir la progresión de algunos problemas oculares, como la miopía. Además, el uso de gafas o lentillas adecuadas puede ayudar a prevenir la fatiga ocular y reducir el riesgo de problemas como la sequedad ocular.

Es recomendable consultar a un oftalmólogo profesional para determinar si tus ojos requieren de metodos correctivos y qué tipo es el más adecuado para tus necesidades visuales.

Puedes leer el siguiente artículo en relación con esto: CONOCE LA MEJOR OPCIÓN PARA CORREGIR TU VISIÓN.

3. ¿Existen enfermedades oculares en mi familia?

Algunas enfermedades oculares tienen una base genética, por lo que es importante saber si existe algún historial familiar que pueda indicar un mayor riesgo para nosotros. Estos son los motivos:

Te permitirá una identificación temprana de la enfermedad: Si hay antecedentes familiares de enfermedades oculares, tienes un mayor riesgo de desarrollar esas mismas enfermedades. Al conocer esta información, puedes tomar medidas preventivas y hacer revisiones oculares regulares para detectar problemas de visión temprano y recibir tratamiento oportuno y a tiempo.

Podrás planificar con anticipación. Por ejemplo, si tienes un mayor riesgo de desarrollar glaucoma debido a antecedentes familiares, puedes informar a tu oftalmólogo y trabajar en conjunto para desarrollar un plan de prevención.

Al conocer las enfermedades oculares en tu familia, puedes investigar y aprender más sobre ellas. Esto puede ayudarte a comprender mejor los síntomas y el manejo de estas enfermedades, así como a tomar medidas preventivas para reducir el riesgo de desarrollarlas.

Además, si conoces las enfermedades oculares que existen en tu familia, podrás informar a otros miembros y animarles a hacer revisiones oculares regulares y tomar medidas preventivas.

4. ¿Cuál es la mejor manera de proteger mi visión?

Es importante conocer la mejor manera de proteger tu visión porque tus ojos son una parte vital de tu cuerpo y la pérdida de visión puede afectar significativamente tu calidad de vida. El oftalmólogo podrá brindarnos consejos y recomendaciones personalizadas sobre cómo cuidar nuestros ojos y prevenir problemas de visión, siempre de forma personalizada. Ya que cada persona requerirá de unas medidas de protección diferentes dependiendo de las características de su visión.

5. ¿Qué síntomas debería vigilar?

De la misma forma, es importante que sepamos cuáles son los síntomas de posibles problemas oculares para poder detectarlos a tiempo y recibir tratamiento si es necesario.

6. ¿Con qué frecuencia debo hacer un examen completo de los ojos?

La frecuencia de los exámenes completos de los ojos dependerá de cada persona y de varios factores, como por ejemplo: la edad, los antecedentes médicos y el riesgo de desarrollar enfermedades oculares. Aunque existen algunas pautas generales que pueden ayudarte a hacerte una idea para saber con qué frecuencia debes hacerte un examen completo de los ojos:

Niños y adolescentes: Los niños y adolescentes deben visitar al oftalmólogo para realizarse un examen ocular completo al menos una vez antes de comenzar la escuela primaria (alrededor de los 5 años de edad). Si no hay problemas de visión, los exámenes posteriores pueden realizarse cada dos años.

Adultos jóvenes: Las personas entre los 20 y los 39 años que tienen buena salud ocular generalmente solo necesitan visitar al oftalmólogo a un examen ocular completo cada dos o tres años.

Adultos mayores: A partir de los 40 años, es recomendable hacerse un examen completo de los ojos cada dos años, especialmente si hay antecedentes familiares de enfermedades oculares como glaucoma o cataratas. A partir de los 60 años, se recomienda un examen completo anualmente.

Personas con factores de riesgo: Si tienes factores de riesgo para enfermedades oculares, como diabetes, hipertensión arterial, antecedentes familiares de enfermedades oculares o un trabajo que requiere un esfuerzo visual intenso, es posible que necesites hacerse exámenes oculares con más frecuencia. Tu oftalmólogo o un optometrista pueden recomendarte la frecuencia adecuada.

Recordad que una buena salud ocular es fundamental para una vida plena y feliz. ¡Cuida tus ojos y no olvides hacer estas preguntas en tu próxima consulta oftalmológica!

Últimas noticias

Pide cita

Llámanos al

944 733 545

O escríbenos a

info@icqo.org

O, si lo prefieres, te contactamos nosotros

    HORARIO

    CONSULTAS
    L-V: 09:00 - 20:00

    URGENCIAS
    L-V: 09:00 - 13:30
    L-V: 15:00 - 19:30
    S: 10:00 - 13:30

    HORARIO REYES

    Viernes 5 solo habrá servicio de urgencias de 9:00 a 13:30 h. No habrá consultas.

    Sábado 6 el centro permanecerá cerrado. No habrá urgencias.